Visitanos

Lufthansa desconoce los motivos que llevaron al copiloto a estrellar el avión

Posted by at 6:12 pm 0 Comment Print

Fráncfort (Alemania), (EFE).- El presidente de la aerolínea Lufthansa, Carsten Spohr, dijo jueves 26 que la compañía desconoce los motivos que llevaron al copiloto de Germanwings a provocar de forma consciente la colisión del avión en el que iban 150 personas, aunque parece descartada la motivación terrorista. Spohr hizo hincapié, en una rueda de prensa en el aeropuerto de la ciudad alemana de Colonia, en que el copiloto Andreas Lubitz de la filial de vuelos de bajo coste era “cien por cien apto para volar” y rehusó hacer comentarios especulativos sobre posibles problemas psiquiátricos de Lubitz. Las primeras conclusiones de la Fiscalía francesa señalan que Lubitz dejó caer e hizo colisionar el A320 de forma voluntaria, aunque sin aparentes razones terroristas, cuando realizaba el vuelo entre Barcelona y Düsseldorf. La idea de que la causa fue un suicido ampliado ha aparecido rápidamente en los medios de comunicación alemanes, pero expertos en psiquiatría también han hablado con mucha cautela y han preferido esperar a tener más información antes de sacar conclusiones. Spohr señaló que la compañía está “consternada” tras conocer la valoración de la Fiscalía francesa de las voces registradas en una de las cajas negras del avión siniestrado y dijo que “lo que ha ocurrido era inimaginable”. “Ni en nuestros peores sueños hubiéramos podido imaginar algo así”, afirmó el presidente de Lufthansa, que aseguró que la aerolínea selecciona a su personal con mucho cuidado. En varias ocasiones Spohr reiteró que la rueda de prensa no era el momento adecuado para hablar de la estrategia empresarial de la compañía al ser preguntado al respecto y en ningún momento habló de cuestiones relacionadas con la situación empresarial de Lufthansa. Spohr mostró absoluta confianza en sus pilotos y en los criterios de selección que tiene la mayor aerolínea de Alemania, al tiempo que calificó lo ocurrido de “el acontecimiento más horrible en la historia de nuestra compañía”. El presidente de Lufthansa explicó que el copiloto había superado las pruebas médicas que se realizan una vez al año pero que tras la formación de los pilotos no se realizan pruebas psicológicas explícitas. Spohr hizo hincapié en que los estándares de seguridad de Lufthansa son elevados y que volar es el medio de transporte más seguro. También sostuvo que no hay manera de prevenir un accidente así y lamentó mucho lo que ha ocurrido. Spohr también dijo que en caso de que un piloto pierda el conocimiento existe en la compañía alemana un código propio y una señal, y que si después no hay respuesta, se abre la puerta. El copiloto del avión de Germanwings que presuntamente estrelló el Airbus A320 en los Alpes franceses se llamaba Andreas Lubitz y había nacido en la pequeña localidad de Montabaur, en el Estado federado de Renania-Palatinado (oeste de Alemania). De 28 años, tenía una experiencia de 630 horas de vuelo, había comenzado su formación en 2008 en la escuela de pilotos de Lufthansa en la ciudad alemana de Bremen, al norte de Alemania, y empezó a trabajar en Germanwings en septiembre de 2013. Hace seis años Lubitz había interrumpido su formación durante algunos meses, según el presidente de Lufthansa, que no dijo por qué, al tiempo que enfatizó “que era cien por cien apto para el vuelo, sin ningún tipo de peculiaridad o limitación”. Las Autoridades alemanas de Vigilancia Aérea le habían realizado el primer control de seguridad en 2008 y por segunda vez en 2010 sin que se produjeran conclusiones comprometedoras. Estos controles de seguridad se producen ahora cada cinco años y no cada dos años como antes. Spohr también dijo en la rueda de prensa que en EEUU un auxiliar de vuelo siempre tiene que estar en la cabina si el piloto sale. El presidente de Lufthansa explicó que en caso de emergencia existe un mecanismo de seguridad por el que se abre la puerta de la cabina y que para ello hay que dar un código especial desde fuera. Este procedimiento supone que los dos pilotos son incapaces de actuar, pero este mecanismo se puede bloquear desde dentro mediante un interruptor para que no entre nadie como parece que hizo Lubitz en la cabina del A320 de Germanwings, entonces la puerta queda cerrada cinco minutos. En Alemania todos los pilotos están obligados a someterse periódicamente a una prueba de fiabilidad.

Internacional Uncategorized

Related Posts

Leave a Reply

Siguenos

Visit Us On TwitterVisit Us On FacebookVisit Us On Instagram

Categories

Sobre Nosotros

Somos un Semanrio Bilingue uurgido hace mas de 40 años, como una necesidad de mantener informada a nuestra comunidad asi como para prmover nuestras raices, pensamiento y aportaciones en la region.

Photo Gallery

Social Network Widget by Acurax Small Business Website Designers
Visit Us On TwitterVisit Us On FacebookVisit Us On Instagram
/center>